El Desarme logra superar la difícil situación en que se desarrolló a causa de la pandemia provocada por el Covid-19 y ha resultado un éxito superando las expectativas iniciales, aunque en el cómputo global de menús vendidos ha sido menor que años precedentes, según los datos recogidos por Otea entre los establecimientos participantes en las Jornadas y el resto de los restaurantes que lo ofrecieron el día 19.

Las estimaciones sitúan en una descenso de entre un 24 y un 28% en el número de menús servidos y en número total de menús servidos en torno a los 21.000. En este cálculo se incluyen los 60 establecimientos que ofrecieron los menús del Desarme durante 5 días y los que fuera de las jornadas lo ofrecieron en el fin de semana y el día 19, día del Desarme.

El Menú del Desarme es una tradición que se remonta al año 1836 que se celebra en Oviedo cada 19 de Octubre.  Una tradición que solo se ha visto interrumpida en tres ocasiones: el en año 1918 por la llamada gripe española;  durante el año 1934 , con la revolución y durante la guerra civil. este año con la situación generada por el Covid-19 se ha podido celebrar y pese a ello, los resultados han sido satisfactorios

En el éxito del Desarme ha influido la puesta en marcha de los Bocados del Desarme, que por primera vez se presentaba como una iniciativa que ofrece propuestas gastronómicas de Mini cocina, creativas, basadas en los ingredientes del Desarme y que han gustado y han mantenido la atención hacia el menú del Desarme.

A esto debe sumarse la promoción realizada y las acciones desarrolladas desde el Ayuntamiento de Oviedo, Otea y la Cofradia del Desarme.

 

Éxito de las Jornadas del Desarme a pesar del Covid-19